El concejal de Deportes, Pedro Jesús López, ha realizado esta mañana una valoración muy positiva del funcionamiento de las actividades llevadas a cabo en la época estival, en el Complejo Municipal de Piscinas.

El edil ha comenzando ensalzando la labor en estos meses de los empleados municipales del Servicio de Deportes. “El éxito que se ha producido aquí en cuanto a asistencia, limpieza, vigilancia, seguridad, control de entrada y mantenimiento ha sido gracias al trabajo de ellos y ellas”, ha subrayado.

López ha señalado que ha sido una temporada atípica y difícil para llevar a cabo actividades en el propio recinto, dadas las restricciones como consecuencia de la alerta sanitaria, aunque pese a ello la asistencia no se ha resentido demasiado. “Esto denota que la gente se ha sentido segura”, ha expresado.

Así las cosas, desde el Ayuntamiento de Úbeda, en esta ocasión y teniendo en cuenta las medidas de seguridad necesarias, se ha realizado una importante inversión para adaptarse a las circunstancias. “Se han puesto nuevas zonas de sombraje, se cambió la iluminación completamente por una de tipo led, se instaló en la cafetería un sistema de aspersión para que la zona estuviese siempre fresca y se incrementó el número de personal que estuvo trabajando en el complejo”, ha detallado.

BALANCE
El concejal de Deportes ha insistido en que gracias al trabajo realizado por el personal, el Complejo Municipal de Piscinas de Úbeda ha sido un referente y así se ha certificado con el interés mostrado por otros municipios en la gestión de la piscina y los protocolos de actuación llevados a cabo en el recinto. “Y es que se ha mantenido una limpieza continua. Cada quince o veinte minutos se limpiaban todos los elementos de uso común, como pueden ser escaleras, barandillas, duchas externas, servicios, etcétera”, ha indicado.

En cuanto a cifras se refiere, López González ha manifestado que en 2019 hubo 259 personas que participaron en los cursos de natación y este año han sido 181 personas, teniendo en cuenta que se ha tenido que hacer una adaptación para que hubiera una correspondiente distancia de seguridad.

En el curso de aquagym, en el año 2019 hubo 478 personas y este año 272, una cifra que refleja claramente las adaptaciones que se han tenido que hacer para que los usuarios practicaran este deporte de manera segura.

Sin embargo, en el caso de la natación libre si se ha experimentado un crecimiento considerable, incluso se tuvo que incrementar el horario por la demanda de 12 a 17 de la tarde, pasando de 993 personas en 2019 a 1358 en 2020.

Por otro lado, en lo que atañe al baño libre, en 2019 se registró 10.400 personas y en 2020 de 10.190 usuarios. “Unos números muy parecidos pese a las circunstancias”, ha insistido.

Para concluir, el edil ha informado que en verano se ha contabilizado 711 horas de tenis más un campeonato, 3.067 horas de pádel más dos campeonatos y 14 horas de bádminton más un campeonato.